El libro en su edición española
El libro en su edición española

Lo he leído este fin de semana y me ha impactado. Vaya por delante que no sé nada de economía y que no pretendo dar clases ni hacer sentencia, pero desde el inicio de la crisis siempre he dudado de que el modo de actuación sea único. De hecho, hace ya bastante tiempo que tengo muchas dudas sobre el pensamiento único neoliberal. Hay algo que no me convence y, sobre todo, lo que no me convence es que esté todo escrito en términos de macroeconomía. Términos como, mano invisible del mercado u otros que se explican como axiomas cuando, en realidad, no pasan de teorías con muy poca vida y con escasa o ninguna constatación empírica.

La cuestión es que este pequeño librito que se lee en lo que echan la siesta los demás, apareció en mi existencia por casualidad, en el cumpleaños de un amigo de mi hijo, cuando uno de sus editores que se sentaba junto a mi lo mencionó. Lo compré poco después y, por fin, este fin de semana, le he dedicado un poco de atención. Y entonces constato que algunas de mis torpes sospechas encuentran cierto sustento, como la ineficiencia de los mercados financieros, la idea de que los estados no pueden combatir el déficit recortando el gasto hasta el infinito y tendiendo a la desaparición.. y cosas similares. El manifiesto creo que aporta interesantes dudas en la línea de flotación de muchas ideas que “damos por supuestas” y en las que se asientan muchas, sino todas, de las políticas económicas que demandan “los mercados” y que aplican disciplinadamente los estados.

Seguro que son todas rebatibles, no lo dudo. Pero incluso así, bienvenido sea; que se rebatan, que se abra el debate y que se cuestione este pensamiento monocorde que leo todos y escucho todos los días por doquier.

Y por si a alguien le interesa, estos son Ediciones Barataria, editores del texto en España, este es el libro, este es un artículo y este otro que se publicaron hace un tiempo El Mundo, esta la página web oficial, por si lo queréis firmar (yo lo estoy pensando) y, por supuesto, la entrada en la Wikipedia.

Deja un comentario