Cumplí uno de mis sueños: escalar en Dolomitas. En madclimber.com lo cuento.

Me costó decidirme pero tras hablarlo con mi mujer y sopesando todas las circunstancias, era viable. Me iba a Dolomitas.

Había sido una propuesta algo repentina a caballo sobre una salida frustrada a los Pirineos para escalar la Norte Clásica del Vignemale. Vlady y yo habíamos planeado la salida un par de fines de semana antes de cuando él tenía previsto marchar a Dolomitas con dos amigos, aunque no lo tenía todo cerrado por temas personales. Por esos mismos motivos se frustró la escapada a Pirineos y yo bromeé con la posibilidad de irme con ellos a Dolomitas. Vlady dejó caer el virus: “No te había dicho nada porque igual te ibas con la familia de vacaciones y esas cosas. No quería meterte presión”. El virus terminó en infección y, finalmente, la infección prosperó porque las condiciones eran óptimas.

Lago Misurina con las Tre Cime di Lavaredo al fondo, entre brumas
Lago Misurina con las Tre Cime di Lavaredo al fondo, entre brumas

 
Leer post completo.

Deja un comentario